Llevar como acompañante a su mascota durante su viaje en avión se convirtió en una verdadera tragedia para esta familia, pues el perro murió luego de ser colocado en el compartimento superior de equipaje.

Una mujer, dos niños y un pequeño bulldog francés color negro de 10 meses de edad abordaron el vuelo UA1284 de United Airlines de Houston a Nueva York, todo marchaba bastante bien hasta que una sobrecargo obligó a los pasajeros a colocar en el área de equipaje la transportadora en la que llevaban al canino porque invadía ligeramente el pasillo.

El vuelo duró 3 horas y media, tiempo suficiente para provocar la muerte súbita del cachorrito, quien evidentemente se quedó sin oxígeno.

“Al final del vuelo, la mujer encontró a su perro, muerto. Se sentó en el pasillo del avión a llorar.” – comentó una pasajera en su cuenta de Twitter.

Otros testigos señalaron que durante el vuelo escucharon ladridos pero nunca se imaginaron que el perrito estaba pidiendo auxilio.

También te puede interesar: Todos pensaron que este perro ciego y con cáncer moriría congelado hasta que pasó algo increíble (+FOTO)
Especial/Ilustrativa
También te puede interesar: ¡Indignante! Señora alimenta a sus perros con cachorros vivos torturados (+VIDEO)

Maggie Gremminger, la dueña del bulldog, se negó en varias ocasiones a obedecer la orden de la azafata porque deseaba mantenerlo con ella en el kennel (aprobado por la aerolínea) delante de su asiento, pero ante la presión por parte la empleada cedió.

United Airlines envió un comunicado en el que se disculpó y se responsabilizó por los hechos:

 “Este fue un trágico accidente que jamás debió ocurrir ya que las mascotas nunca deben ser puestas en el compartimento de equipaje. Asumimos la responsabilidad de esta tragedia y expresamos nuestras más profundas condolencias a la familia y estamos comprometidos a ayudarlos. Estamos investigando lo que ocurrió para evitar que se repita.” – United Airlines.

La compañía reembolsó los 125 dólares que la familia pagó para que su mascota viajara en la cabina de pasajeros, así como el costo de los boletos.

Especial

A pesar de esto, Maggie expresó su molestia y dolor ante el hecho cometido:

“Estoy molesta y traumatizada. Las mascotas son familia. ¿Cómo puede una sobrecargo ordenar a una pasajero colocar a su perro dentro de un compartimento? Era su trabajo entender las limitaciones y reglas del avión” –  Maggie Gremminger (@MaggieGrem)

Política olvidada

United Airlines cuenta con una política que establece que los animales que viajan en la cabina de pasajeros deben mantenerse en una caja transportadora (kennel), la cual se situará debajo del asiento que se encuentra frente al pasajero y ahí deberá mantenerse hasta el final del viaje. Los pasajeros que vayan acompañados de sus mascotas no deben sentarse frente a un mamparo o frente a la salida de emergencia.

No es el primer incidente

Esta no es la única ocasión en la que la empresa es señalada como culpable de la muerte de un animal. En 2017 fue demandada por los dueños de un conejo gigante que pereció en uno de los vuelos.

Según datos proporcionados por el Departamento de Transporte, United Airlines, es la aerolínea estadounidense que más animales transportó en 2017 (178 en total), pero desafortunadamente también es la que encabeza la lista en cuanto a muertes de animales, de hecho registró 18 muertos y 13 heridos durante el transporte; aunque la empresa se defiende bajo el argumento de que esas muertes sucedieron por condiciones pre-existentes en las mascotas.

Especial/Ilustrativa

En el caso de México, los perros y gatos no pueden viajar en avión. La norma NOM-EM-121-SCT3-2017 lo establece debido a que al viajar por vía aérea los animales pueden sufrir de síndrome respiratorio que les ocasionaría la muerte súbita.

Esperemos que la aerolínea tome más precauciones y medidas adecuadas ante la situación a fin de evitar más muertes de mascotas, porque finalmente para muchas personas son un miembro más de la familia y seres vivos que merecen cuidado.