Especial

Islandia es un país que ama los libros, tanto que sus pobladores prefieren leer directo de los que son impresos en papel ¡Nada de ebooks! Sin embargo, esto no es lo más asombroso, lo mejor de todo es Jólabókaflód, la tradición que vuelve locos a muchos ávidos lectores

Uno de los aspectos por el que los islandeses destacan es por su hermosa y peculiar forma de celebrar la Navidad, ya que practican la Jólabókaflód traducida al español como “Inundación de libros por Navidad” y consiste en regalar y recibir libros durante 24 de Diciembre para disfrutar de su lectura durante toda la “Noche Buena” y el día de “Navidad”.

Especial/Ilustrativa
También te puede interesar: ¡Para todo lo que estés haciendo!, ¡Microsoft te regala 300 libros virtuales!

Sin duda, esta tradición representa un verdadero deleite para todos los que amamos la lectura. Resulta maravilloso dedicar toda una noche y un día entero a un libro sin interrupción alguna porque además de gozar de su contenido, puedes deleitarte con la textura de sus pastas, sus hojas y el aroma de las mismas.

La celebración del Jólabókaflód inicia en Noviembre cuando todos los habitantes del país reciben el Bókatídindi, un catálogo que contiene un resumen de las más recientes publicaciones de la Asociación de Editores de Islandia.

También te puede interesar: ¿Cómo leer 40 libros al año? La solución es tan simple que no lo creerás

Una vez que han recibido el catálogo, las compras de libros inician para ser regalados el 24 de Diciembre.

La tradición se originó durante la Segunda Guerra Mundial cuando las restricciones del capital trajeron como consecuencia una reducción en la cantidad de regalos importados a Islandia. Las limitaciones al papel importado fueron menores así los libros se convirtieron en el principal regalo de Navidad.

Especial/Ilustrativa

Maravilloso, ¿no crees? Después de conocer esto estoy casi segura de que al igual que yo te darán ganas de ser parte del Jólabókaflód. 

Ojalá en México también se celebrara esta tradición, podría ser una buena estrategia para incrementar el gusto por la lectura ya que de acuerdo con datos proporcionados por el INEGI, en este país la mayoría de las personas leen en promedio sólo 3.8 libros al año.