La Presidenta del Patronato del Sistema Estatal DIF, Dinorah López de Gali y el titular de la Auditoría Superior del Estado (ASEP), David Villanueva Lomelí, encabezaron la presentación del proyecto ‘Libros para todos’ para promover el hábito de la lectura entre la juventud poblana.

El voluntariado de la Auditoría donó 500 ejemplares de diferentes géneros literarios para ser distribuidos en las cinco ‘Casas Jóvenes en Progreso’ que actualmente operan en la entidad.

También te puede interesar:Supervisan la recuperación del patrimonio histórico de Puebla

Los beneficiarios de las ‘Casas’ podrán acceder a este acervo de manera gratuita para apoyar sus estudios y fomentar el arte, la cultura y el esparcimiento. A través de esta iniciativa, se refuerza la principal misión de ‘Jóvenes en Progreso’, que es proporcionar a este grupo de la población una formación integral basada en valores que enriquezca su preparación y mejore su calidad de vida.

El voluntariado de la dependencia tiene pensado dar el mismo apoyo a la ‘Casa’ que se construye en Cuetzalan.

Especial