Especial

Después de que la actriz Uma Thurman hiciera, a través de un reportaje realizado por “The New York Times”, polémicas declaraciones en las que asegura Quentin Tarantino puso su vida en riesgo durante la filmación de Kill Bill: Vol. 2, el director ha respondido.


Uma Thurman
confesó a The New York Times que durante las grabaciones de Kill Bill: Vol. 2 (2004) sufrió un terrible accidente debido a que el director y productor Quentin Tarantino la obligó a rodar una escena en la que debía conducir un coche por una carretera en medio de la selva. La actriz comentó que no se sentía cómoda al respecto, que tenía tanto miedo que incluso pidió la asesoría de un especialista, pero Tarantino no lo permitió y la presionó para que lo hiciera pues le aseguró que no existía peligro, sin embargo; durante la filmación la actriz se estrelló contra un árbol y el accidente le ocasionó daños permanentes a su cuello y rodillas, así como una contusión cerebral.

Especial

Al enterarse de las declaraciones Quentin reconoció que efectivamente él pidió a Thurman que filmara aquella peligrosa escena y comentó a Deadline lo siguiente:

“Es uno de los mayores remordimientos de mi vida. Como director aprendes cosas y a veces aprendes a través de errores horribles. Ese fue uno de mis errores más horribles, no recorrí la carretera una vez más para comprobar el trayecto” – Quentin Tarantino.

“Le dije que estaría bien. Le dije que la carretera era toda recta. Le dije que sería seguro. Y no lo era. Estaba equivocado. No la obligué a subirse al coche. Se subió porque confió en mí. Y me creyó” – Quentin Tarantino.

El cineasta aclaró que aunque él había revisado el recorrido antes del rodaje y lo consideró adecuado no tomó en cuenta que finalmente la escena se rodó en sentido contrario y se realizó sin la supervisión de un especialista.

Thurman publicó en su cuenta de Instagram el video en el que se le observa conduciendo tal automóvil y el momento en el que choca con el árbol. El contenido nunca antes había sido mostrado públicamente debido a que la productora Miramax tenía miedo a represalias legales. De acuerdo con la actriz, la buena relación de amistad que entablaban se deterioró a consecuencia del accidente.

También te puede interesar: Salma Hayek revela la forma en que Harvey Weinstein la acosó durante el rodaje de Frida

i post this clip to memorialize it’s full exposure in the nyt by Maureen Dowd. the circumstances of this event were negligent to the point of criminality. i do not believe though with malicious intent. Quentin Tarantino, was deeply regretful and remains remorseful about this sorry event, and gave me the footage years later so i could expose it and let it see the light of day, regardless of it most likely being an event for which justice will never be possible. he also did so with full knowledge it could cause him personal harm, and i am proud of him for doing the right thing and for his courage. THE COVER UP after the fact is UNFORGIVABLE. for this i hold Lawrence Bender, E. Bennett Walsh, and the notorious Harvey Weinstein solely responsible. they lied, destroyed evidence, and continue to lie about the permanent harm they caused and then chose to suppress. the cover up did have malicious intent, and shame on these three for all eternity. CAA never sent anyone to Mexico. i hope they look after other clients more respectfully if they in fact want to do the job for which they take money with any decency.

Una publicación compartida de Uma Thurman (@ithurman) el

También te puede interesar: Esta modelo asegura que el ilusionista David Copperfield la drogó para violarla

Otras de las fuertes declaraciones que Thurman emitió fueron las referentes a Harvey Weinstein, pues asegura que fue víctima de acoso y agresión sexual por parte de él.

Epsecial

Durante la década de los 90´s Thurman tuvo un encuentro con Weinstein en un cuarto de hotel en París, él se apareció de pronto en bata de baño y la guió a una sauna, a pesar de eso ella no se sintió amenazada, más bien refirió que el primer “ataque” ocurrió poco después en Londres:

“Me presionó. Trató de montarse encima mío. Trató de exponerse. Hizo toda clase de cosas desagradables. Pero de hecho no hizo mucho esfuerzo como para obligarme. Una trata de apartarse como un animal retorciéndose, como una lagartija” – puntualizó Thurman.

Ante las acusaciones, Harvey Weinstein se defendió y comentó que tomará represalias legales en contra de la actriz pues todo lo que asevera es falso. 

Aquí puedes leer el artículo original en The New York Times

Todo parece indicar que el asunto acerca de violencia y agresión sexual en Hollywood aún no ha cesado.