El sueño de todo fumador de cannabis sería encontrar una «bacha» sagrada, pues no busquen más porque lo que deben hacer es viajar hasta china.

La «bacha» ancestral

Un equipo de arqueólogos chinos encontró en una tumba de hace más de 2.000 años lo que vendría siendo algo así como marihuana ancestral. Todo sucedió en la ciudad de Turpan, al noreste de China, en la antigua Ruta de la Seda, según la información de la revista científica Economic Botany.

También te puede interesar: Desde Canadá llega Chrontella. La Nutella de marihuana

Las trece plantas de cannabis fueron encontradas en la tumba de un adulto de 35 años con aspecto caucásico, que fue enterrado en la zona donde se encuentra el actual oasis de Turpan. Las «bachitas» tenían una longitud de un metro y estaban colocadas diagonalmente sobre el pecho del fallecido, o sea, prácticamente ¡lo envolvieron en mota! Las raíces estaban apuntado a su pelvis y la parte superior estaba colocada justo abajo de su barbilla.

Foto:
Foto: Economic Botany

Y aunque este hallazgo no es nuevo, ya que se habían encontrado otras tumbas en la zona en donde también se había sepultado personas con cannabis, sí lo es la forma en que enterraron a este hombre porque antes la marihuana no estaba en forma de planta, sino como semillas u hojas pulverizadas.

También te puede interesar: Adiós cólicos menstruales, hola supositorios de marihuana

Aún no se ha podido confirmar si la planta se usaba de forma medicinal (que es lo más probable), alimenticia, como fibra textil o nomás como psicoactivo. Lo que sí se confirma es que gracias a esto tenemos evidencias que sugieren que el consumo de cannabis fue muy popular en las estepas eurasiaticas hace miles de años.

via GIPHY